Mayoría del país apoya el aborto terapéutico, pero rechaza otros tipos

En resumen: Contrario a la afirmación hecha por la diputada Mileyde Alvarado, de Restauración Nacional (PRN), el país carece de una actitud única de rechazo al aborto.

Lo cierto es que hay una actitud dividida sobre el aborto en Costa Rica: la mayoría de personas está de acuerdo con su aplicación en casos donde esté en peligro la vida o la salud de la madre, razones que están contempladas de forma explícita en el Código Penal para hacer un aborto legalmente.

También, en el país se han registrado actitudes iguales de apoyo y rechazo ante el aborto si el feto tiene malformaciones incompatibles con la vida.

Así lo señalan las encuestas más recientes sobre actitudes hacia el aborto, que fueron hechas a mediados y finales del 2018 por el Centro de Investigación y Estudios Políticos y la Escuela de Estadística de la Universidad de Costa Rica (UCR). Hasta la fecha no se ha llevado a cabo una encuesta que evalúe las actitudes de la población específicamente sobre la norma técnica que prepara el Ejecutivo.

Los mismos estudios de la UCR le dan parte de razón a la diputada Alvarado, pues evidencian que la mayor parte de las personas en el país rechaza ese procedimiento médico para embarazos en niñas, en embarazos producto de una violación, por razones económicas o en casos donde la mujer decide por cualquier motivo.

En resumen: Contrario a la afirmación hecha por la diputada Mileyde Alvarado, de Restauración Nacional (PRN), el país carece de una actitud única de rechazo al aborto.

Lo cierto es que hay una actitud dividida sobre el aborto en Costa Rica: la mayoría de personas está de acuerdo con su aplicación en casos donde esté en peligro la vida o la salud de la madre, razones que están contempladas de forma explícita en el Código Penal para hacer un aborto legalmente.

También, en el país se han registrado actitudes iguales de apoyo y rechazo ante el aborto si el feto tiene malformaciones incompatibles con la vida.

Así lo señalan las encuestas más recientes sobre actitudes hacia el aborto, que fueron hechas a mediados y finales del 2018 por el Centro de Investigación y Estudios Políticos y la Escuela de Estadística de la Universidad de Costa Rica (UCR). Hasta la fecha no se ha llevado a cabo una encuesta que evalúe las actitudes de la población específicamente sobre la norma técnica que prepara el Ejecutivo.

Los mismos estudios de la UCR le dan parte de razón a la diputada Alvarado, pues evidencian que la mayor parte de las personas en el país rechaza ese procedimiento médico para embarazos en niñas, en embarazos producto de una violación, por razones económicas o en casos donde la mujer decide por cualquier motivo.

Qué dijo la diputada

El pasado lunes 21 de enero, la Asamblea Legislativa aprobó una moción en la que le pide al Poder Ejecutivo que detenga el desarrollo de una norma técnica para regular el aborto impune.

El aborto en Costa Rica es legal en casos donde peligre la vida y la salud de la madre. Así lo establece el artículo 121 del Código Penal:

“No es punible el aborto practicado con consentimiento de la mujer por un médico (…) si se ha hecho con el fin de evitar un peligro para la vida o la salud de la madre”.

Sin embargo, el país carece de un reglamento o norma para la aplicación de ese procedimiento médico, y precisamente, la moción de los diputados solicita al Poder Ejecutivo abstenerse de “emitir o ampliar vía decreto, interpretación, regulación, protocolo, reforma legal o cualquier norma” la interpretación legal del aborto impune.

Para justificar su rechazo a la creación de una norma técnica, la diputada Mileyde Alvarado (PRN), hizo el siguiente comentario en una entrevista del canal televisivo del Congreso ese mismo día:

“Si se le hiciera la encuesta a muchos costarricenses (sobre la norma técnica), ellos estarían diciendo que no. (…) La mayor parte de los costarricenses creemos en la vida y no en la muerte del inocente”.

Por vía telefónica, la diputada indicó que, con esa frase, quiso decir que una mayoría de personas en Costa Rica está en contra del aborto.

“Considero yo que los costarricenses, la mayor parte, el porcentaje alto, está defendiendo la vida de aquel que no ha nacido, porque vida es desde el momento de nuestra concepción. (…) Un alto porcentaje de los costarricenses, y hablo a favor de ellos, que apoyamos que no se dé esta técnica”.

¿Apoyo a la norma técnica?

Hay que agarrar con pinzas la primera parte del comentario de la legisladora: “Si se le hiciera la encuesta a muchos costarricenses [sobre la norma técnica], ellos estarían diciendo que no”.

Hasta el momento, no hay una encuesta pública que haya medido cuánta gente en Costa Rica estaría a favor o en contra de que el Poder Ejecutivo implemente un reglamento para el aborto impune.

Aún así, la diputada Alvarado aseguró que la mayoría del país estaría en contra de ese protocolo.

Doble Check le consultó a la legisladora sobre la fuente de ese dato, Alvarado dijo: “Yo asumo que la mayoría de los costarricenses no desea que se abra este portillo, porque esto constituiría una antesala al aborto libre”.

—¿En qué se basa esta apreciación suya?

”En que siempre he defendido la vida, y que siempre defenderé la vida”, añadió Alvarado.

—¿Pero el partido tiene encuestas propias, hay alguna encuesta que haya revisado?

“Sí, claro. No, La Nación hizo una encuesta y dio un 55% apoyaba el aborto y un 45…daba la información de La Nación. No tengo el dato exacto”, contestó la diputada.

Esto es falso. La encuesta a la que Alvarado se refirió es del Centro de Investigación y Estudios Políticos (CIEP) de la UCR, de agosto del 2018, y que La Nación divulgó. Dicho estudio no midió el apoyo a una norma técnica, sino al procedimiento en sí cuando peligre la salud de la madre.

No sobra dejar claro que la mayoría de personas entrevistadas estuvo de acuerdo con el aborto para tales situaciones.

Casos con apoyo

La segunda parte del comentario de Mileyde Alvarado fue: “La mayor parte de los costarricenses creemos en la vida y no en la muerte del inocente”.

Sí existen encuestas representativas que han medido las actitudes hacia el aborto en Costa Rica. Una de esas encuestas es, precisamente, la que el CIEP publicó en agosto del 2018.

En esa medición, se preguntó: “¿Creen que se justificaría la interrupción del embarazo, o sea, un aborto, cuando peligra la salud de la madre?” Una mayoría de 55% respondió que sí, y un 45% restante mostró desacuerdo.

El estudio de dominio público más reciente sobre este tema es Actualidades 2018, que la Escuela de Estadística de la UCR publicó en diciembre pasado. Dicha encuesta fue más específica, pues preguntó actitudes hacia el aborto en distintas circunstancias.

El aborto como opción si la vida de la madre está en peligro recibe el mayor apoyo entre los costarricenses según esa encuesta: 57% está de acuerdo con el procedimiento y 30% está en contra.

En cuanto al aborto en caso de que esté en peligro la salud de la madre, casi 50% de las personas muestra apoyo, comparado a 39% que se muestra en desacuerdo.

Esas son las instancias permitidas textualmente en el Código Penal para un aborto terapéutico: para evitar un peligro a la vida o la salud de la madre.

Al considerar el margen de error de 3 puntos de la encuesta, se llega a empate técnico entre defensores y detractores del aborto cuando el feto tiene malformaciones incompatibles con la vida.

Así, la encuesta Actualidades 2018 sí registra un aval mayoritario hacia el aborto en Costa Rica, pero solo bajo ciertos contextos.

Casos con rechazo

En contraste, dicho estudio también evidencia rechazo mayoritario en el país hacia otras circunstancias para el aborto.

Los porcentajes más grandes de repudio están frente al aborto “si la familia no tiene recursos para mantener más hijos” y “si la mujer lo decide por cualquier motivo”.

El desacuerdo hacia el aborto también es mayoría ante embarazos en niñas o en embarazos que son producto de una violación.

Según la encuesta de la Escuela de Estadística, el comentario de Mileyde Alvarado es preciso en tales casos.